martes, 13 de junio de 2017

312. Vuelta al mundo



Ámsterdam parece que cabe en una gota de agua, todo está tan cerca, pero después nunca acabas de llegar a ningún lugar, te pierdes por sus calles y te ves arrastrado por una marea humana que se te antoja la vuelta ciclista a Jamaica. El tiempo allí pasa despacio, sobre todo en bares y restaurantes. Ya al segundo día compruebas que tu reloj se ha quedado atrasado y caes en la cuenta de que comes y bebes como un animal. Además, hay que pagar por todo y todo es caro, el presupuesto de dos semanas se te va en cuatro días. Pero luego, de vuelta en casa, ya no lo ves así y tienes la agradable sensación de haber dado la vuelta al mundo en un fin de semana.

martes, 6 de junio de 2017

311. El alma de las cosas



De todos es sabido que las obras de arte tienen un alma. Lograr ver ese alma en toda su dimensión es algo que no está al alcance de muchos, que yo sepa casi exclusivamente artistas. Stendhal, por ejemplo, fue uno de ellos y en Florencia no pudo con la emoción que le provocó una de estas visiones. Pero, si ver el alma de una obra artística ya es harto difícil, conseguir fotografiarla ya es un don que poseen sólo unos pocos elegidos. 











Fotografía: Carmen Torres Maroño

martes, 30 de mayo de 2017

310. Paraíso


Constantemente caemos en el error de buscar paraísos en los que encontrar la felicidad, cuando es mucho más práctico intentar ser feliz para así convertir en paraíso el espacio que hay a nuestro alrededor. Ya lo decía el sabio: Cuando uno es feliz el paraíso está en todas partes”.

lunes, 29 de mayo de 2017

309. Invitación



Toda prohibición esconde en su propio ADN una misteriosa y liberadora invitación a poseer, practicar o consumir lo prohibido.